“Hay decenas de heroes anónimos que contribuyen a que este sea un lugar mejor”

“Hay decenas de heroes anónimos que contribuyen a que este sea un lugar mejor”

voluntariado en buenos aires

“HAY DECENAS DE HEROES ANONIMOS QUE CONTRIBUYEN A QUE ESTE SEA UN LUGAR MEJOR”

Fede nos cuenta más cosas de su estancia como voluntario internacional de Acción Marianista en Buenos aires.

“Ya se cumplen dos meses que llegué a Soldati. El calor nos invade poco a poco. Y se nota que se acercan las vacaciones de verano.
Estos días en el colegio los alumnos están recuperando las asignaturas suspendidas durante el año. A muchos les quedaron matemáticas y yo les intento ayudar en esta tarea.

Al acercarse las vacaciones el refuerzo escolar que hacemos en grupos se terminó. El jueves hicimos el fin del apoyo escolar en la parroquia. Pintar una tela con nuestras manos, hacer unos adornos navideños, merienda deliciosa y juegos varios. Momentos de relajo tras varias semanas estudiando mucho para sacar el curso adelante.
El sábado pasado hicimos el fin de año del refuerzo escolar en Piletones. Piletones es un barrio a unas cuadras de la parroquia, donde todos los sábados nos juntamos unos 20 voluntarios para ayudar con sus tareas a los jóvenes de allá. El sábado no había que estudiar más, porque ya están de vacaciones. Así que terminamos el año tiñendo unas bonitas camisetas. Un estilo muy hippie y alegre! Además de las camisetas, también jugamos al pañuelo y demás juegos varios y almorzamos unos ricos sandwichitos con un rico alfajor. Y como somos unos modernos también grabamos un “Mannequin Challenge”.

De las cosas que más me gustan y de lo que más estoy aprendiendo es de la cercanía y bondad de la gente. Salgo a dar una vuelta por el barrio y me encuentro con mil caras conocidas que me saludan. Y repito lo mismo que en el último mensaje: la gente siempre está dispuesta a regalarte una sonrisa. Además, estos últimos días de clases se suceden las muestras de agradecimiento por parte de madres, padres y estudiantes. Todo esto contribuye a que yo acá me sienta muy cómodo, como en casa!

Por último quería recordaros que hay muchísima otra gente que ayuda de una forma u otra a mejorar la vida del barrio: la gente de Cáritas, profesoras en la escuela, profesoras de apoyo, farmaceúticas, psicólogas, pedagogas, trabajadores sociales… y un sin fin de otras personas, que contribuyen a hacer de este lugar, un lugar mejor. Decenas de héroes anónimos que dan su tiempo y sus fuerzas para revertir las desigualdades.

¡Pasad unas bonitas vacaciones y disfrutad mucho de estos días!”